Archivo de la etiqueta: Doble Esfera

Música Moderna: enero de 2017

enero17

¿Qué se cuece por el mundo musical de hoy en día? ¿Qué me llevo a las orejas de buena mañana? Nunca está de más traer por aquí la música que pasa por mi cerebro, recomendaciones que otros buenos oyentes me han hecho o que, directamente, he robado de páginas amigas. No dudéis en acercaros a cualquiera de estas propuestas, hoy centradas en las guitarras duras y afiladas en sus distintas vertientes. Será que he comenzado el año bien heavy… Dale al play.

Sunburst – Fragments of creation (2016) 

sunburst-artwork-500x500

No han caído en mis manos hasta hace pocas semanas pero me tienen flipado. De los mejores discos de heavy melódico que he escuchado en mucho tiempo. Buenas guitarras de riff extraordinarios, composiciones armadas con fiereza, un batería descomunal, un cantante más que correcto y, por supuesto, melodías gloriosas. Escucha la épica Remedy of my heart, la directa Out of this world o Dementia. Sería perfecto si la producción no fuera tan ¿moderna? Un poco de Chris Tsangarides o Martin Birch lo harían de diez. Por cierto, son griegos y este es su debut.

Zenobia – Alma de fuego II (2016) alma-de-fuego-ii

Tras más de diez años haciendo ruido, ocho después de Alma de fuego, estos riojanos han grabado su mejor obra, para mi gusto. Juegan en la liga de Saratoga, Azrael o Alberto Rionda, por si no los conoces. Mezclan muy bien guitarras y teclados en los arreglos melódicos y elaboran un conjunto equilibrado, con varios temas que apetece escuchar una y otra vez. A mí me enganchan Ángel negro (clásicos punteos y estribillo), el riff pesado de El pacto, el toque power de Militia est vita o las voces de Corazón de hielo. Adolece de sorpresas pero tampoco se echan en falta. A subir el volumen.

cover Uli Jon Roth – Tokyo Tapes Revisited – Live in Japan (2016) 

El viejo guitarrista rindió un homenaje en febrero de 2015 a su etapa con Scorpions grabando este directo en el mismo escenario donde los germanos grabaran su célebre Tokyo Tapes (1978). Como aquí adoramos aquellos años de Uli Jon Roth con Scorpions no podía faltar una escucha a este álbum. Publicado apenas hace unos meses, Uli demuestra estar en gran forma, la producción es estupenda y la banda cumple con creces. Nathan James mantiene el tipo a las voces, por cierto. No esperéis “el mismo” concierto, pues han elegido canciones “más Uli” y un par de versiones. Pincha directamente los 15 minutos de Dark Lady, la veloz Virgin killer, Longing for fire, la mágia de We’ll burn the sky o una de mis favoritas, In trance. Un (no)guitar hero imprescindible.

Doble Esfera – Rock and roll del siglo XXI (2016) 14570471_1234067823322891_3207901082016572682_n_zpsh3cremfg

En este EP los murcianos lo explican muy claro: son malos tiempos para el rock and roll. Pero cantan esperanzados y con “fuerza y honor” se cargan las pilas contra los tiempos oscuros de este inicio del siglo XXI. Y estos son de los que demuestran con hechos. Menuda caña en cinco temas de corte hard rock clásico en la composición con arreglos metaleros, sonido desnudo, crudo, directo, pero arreglado con cierta elegancia. Lo mejor: Doble Esfera ha desarrollado su propio estilo, suenan a ellos mismos. Las guitarras son un valor seguro, desde luego, en Rebelión o la propia Rock duro del siglo XXI. El final con Sangre y sudor, un tema de corte progresivo y más de siete minutos, deja ganas de más. Buenas letras, por cierto. Sería la bomba que pudieran sentarse con tiempo y dinero a grabar un álbum largo. Salud y rocanrol.

Y de regalo algunos vídeos…

Algunos discos que sigo escuchando (1)

Tocata

Algunos discos que sigo escuchando (1)

Hoy día la música se consume deprisa, los grupos no perduran, buscamos la inmediatez. Eso nos obliga a estar constantemente escuchando el nuevo disco de una nueva banda y, sí, efectivamente, hay más música accesible que nunca antes en la historia del rock, pero ¿cuántos de todos esos grupos perduran en vuestros equipos? ¿Qué obras de hace un año o dos de bandas más o menos nuevas seguís pinchando con asiduidad? A veces la vorágine de “lo nuevo” se come algunos álbumes que no lo merecen.

Con estas reflexiones, he ido a mi discoteca particular y he elegido algunas cosas para recordarlas, música que por diferentes razones no aparecieron en su momento en este blog pero, sin duda, debieron. Algunos discos que sigo escuchando pasado el tiempo, perdurables. Hay cinco pero habrá más.

Dobe Esfera

Doble Esfera – Mi Universo (2012)

Un trabajazo de primer nivel, donde tienes que estar atento a la buena composición y a los arreglos de los temas. Eladio Ruipérez a la voz y la guitarra y Antonio Elzaurdia con sus mágicas guitarras componen once temas muy bien producidos, sin sobrecargas ni alardes, pero donde todo suena fenomenal. Canciones como Perdido en el tiempo, Dulce perdición, Mi universo o Doble o nada, por ejemplo, sirven de buen ejemplo. Al bajo Pedro “Loko” Martínez y a la batería Willy Medina, junto con la colaboración al piano de Gallego Rivas. Se grabó en unos días del mes de abril con la producción de la propia banda y la ayuda de Manuel Torroglosa. Heavy de hoy en día.

Gritando en silencio – Maldito (2011)

Gritando en silencio

Espero con ansiedad el nuevo trabajo de estos tipos. Marcos Molina es un cantante espectacular, tanto por sus interpretaciones precisas como por el feeling con que nos regala en sus discos. En Maldito la banda intentó dar un paso adelante respecto a su anterior Contratiempo y rebuscaron en sus manos, en sus corazones, en sus experiencias para componer algunos cortes con presente y futuro. Luz que entras, Nota de un suicida, Allí estaremos, Actitud o Miedo, junto con las imprescindibles ¿Dónde te has quedado? y Dos semanas y unos domingos. Junto a Marcos (voz pero también guitarra) dan caña Miguel Ángel Santos a las seis cuerdas, Aldo Jaenes a las cuatro y Jorge Correa a la batería. Les metió las teclas Álvaro Gandul, también productor de Maldito. Por cierto, el diseño, precioso. En directo, además, saben llevar los temas un poquito más allá y demuestran cuánto pueden crecer en el futuro.

MERCURY-REX-PORTADA

Mercury Rex – Instinto animal (2012)

Extraordinaria y curiosa experiencia musical ejecutada a pachas por Iñaky “Averno” Salas y Pedro J. Monge. Iñaky pone la voz y el genio compositivo y Pedro lo demás: produce, compone y mete guitarras, bajos y teclados. Colabora en la composición de un tema Juan Luis Serrano (Obús), canta un dueto con Leire Tejada (Niña Vudú) y toca la guitarra en otro corte Manuel Seoane (Burning Kingdom). Si no lo has oído nunca, heavy y hard rock de fiesta con unas piceladas de power metal en el bar de Rob Halford. Aunque se pasea por diferentes registos, destacaría Como una llama, Luna de hiel, Siempre libre y Ave fénix. Buenas guitarras, algunos solos bestiales. Con este decubrí a Monge y sus Vhäldemar.

Eldorado – Paranormal radio/Antigravity sound machine (2012) Paranormal300

Editado en castellano (Paranormal radio) y en inglés (Antigravity sound machine), esta doble obra de Eldorado no hizo más que reafirmar lo evidente: una de las mejores bandas de rock and roll de este país. Desde luego, el nivel de los cuatro músicos es de chapó, pero me encanta la voz de Jesús Trujillo y la guitarra de Andrés Duende. Junto a ellos César Sánchez al bajo y Javi Planelles a la batería (actualmente la batería la ocupa Christian Giardino). Resulta difícil elegir unos pocos temas y en qué idioma, pero Un adiós a Noviembre, Space mambo, Hey Saturno, Like a lost child, Lady of the mountain o Reactor te pueden volar la cabeza una detrás de otra. Estos tipos tienen sentimiento, técnica y ganas de comerse el mundo, sin fronteras, que lo mismo tocan en el garito de mi barrio que en escenarios al otro lado del charco. Por cierto, comienzan gira en breve.

69 revoluciones – Nº 4 (2012)

PORTADA N.4_p

Empezamos bien desde el título. Por que este es el tercer álbum de la banda. Y seguimos bien cuando lo escuchamos: estos tipos cantan en español pero suenan a una mezcla entre The Faces, Humble Pie y un cacho del Clapton roquero. Si con esto aún no te haces una idea, pinchamos Intactas las ganas, Malditos, La chica del jefe, Algo de rnr o Siete días. Lo grabaron en Asturias con Tino DiGeraldo y suena muy bien. Aunque debo advertiros: en directo suenan mejor, se dan diez vueltas a sí mismo, ganan la interpretación y la intensidad de los temas. Teo Fernández, aun con parecidos modos a otros vocalistas más conocidos, va labrando su estilo un poco ronco un poco melódico.  A las guitarras curran Santi y Gabi, Edu al bajo, Jota a la batería y Kike al piano (a todo lo que tenga teclas, menudo monstruo). Y un original diseño artístico.